Por Miguel Rivera – Gestor Cultural

La Gestión Cultural es una labor desconocida, imperceptible para la mayoría, sin embargo, es la causante de que muchas personas puedan disfrutar de eventos artísticos y culturales, a través de la concreción de un festival, un encuentro de teatro, concursos de pintura, muestras folclóricas, rutas patrimoniales, y un sinfín de otras instancias.  Estas instancias son concretadas por personas que, por lo general, trabajan sin sueldo ni contrato, solo por motivación personal y que pertenecen a la misma comunidad.

El Gestor Cultural imagina proyectos de aporte cultural y los desarrolla en base a su conocimiento, busca los medios para concretarlos, y cuando no los encuentra, muchas veces dispone de sus propios recursos económicos e infraestructura.  Su labor puede marcar la diferencia entre tener mayor actividad artístico cultural o no, de generar arraigo de la comunidad con su tierra o que esta misma comunidad perciba su comuna como un simple lugar para trabajar, comer y dormir.

Para lograr estos proyectos, es usual que el Gestor Cultural busque apoyo en el municipio.  A su vez, el municipio es un ente que “administra nuestros recursos”, tanto económicos como de infraestructura, por cuanto lo natural es que estos recursos estén disponibles para facilitar la labor del Gestor Cultural, eso en teoría, la realidad dista mucho de aquello.

Instagram Bionoticias

La gestión cultural es una actividad golpeada, no recibe los apoyos necesarios, y así va desapareciendo.  Los Ángeles ha perdido una gran cantidad, y los pocos que quedamos sufrimos los embates de la falta de financiamiento y la desidia de la autoridad local.  En Los Ángeles, históricamente el Gestor Cultural tiende a ser mirado como una molestia cuando solicita los apoyos necesarios, y jamás ha sido convocado para agradecer y facilitar su trabajo.

Te puede interesar:  Desafíos y Reflexiones en la Lucha contra la Obesidad

Estas últimas semanas, la labor del Gestor Cultural recibió un nuevo golpe que, derechamente, obstaculiza el trabajo de los pocos que quedan.  El directorio de la Corporación Cultural Municipal de Los Ángeles cuyo presidente es el alcalde Esteban Krause, han decidido cobrar un arriendo a los gestores culturales por el uso del Teatro Municipal, inclusive si la actividad artística que pretende realizar tiene entrada liberada.  Esto quiere decir que el Gestor Cultural no solo debe trabajar gratuitamente para idear, organizar, coordinar, difundir y concretar un proyecto artístico gratuito para la comunidad, ahora además debe salir a buscar nuevos medios económicos para pagar por usar su propio teatro, el Teatro Municipal de todos los angelinos.

Lo anterior es de suma gravedad, con esta decisión definitivamente se coarta el desarrollo de nuestro trabajo.  De persistir esta medida, nunca sabremos cuantas actividades se dejarán de realizar, festivales, conciertos, instancias para adultos mayores, muestras de talentos jóvenes, espectáculos para personas en situación de discapacidad y otras, solo por no cumplir con el requisito económico que esta administración a impuesto.  Además, senta un precedente, ya que este directorio municipal podría generar la acción administrativa para cobrar por el uso de nuestra Casa de la Cultura de Los Ángeles, una vez se logre recuperar.

Como un Angelino de Corazón, considero que el Teatro Municipal, Casa de la Cultura y otros espacios nos pertenecen a todos, ese razonamiento nos motivó junto a un grupo de angelinos, a dedicar los últimos 14 años en trabajar por la recuperación de nuestra Casa de la Cultura, porque creemos se debe proteger y cuidar lo que nos pertenece.  El mensaje del directorio de CCMLA va exactamente en la dirección contraria.

Te puede interesar:  ¡Es mucho más que una rebaja presupuestaria!

Hice intentos por tratar de revertir esta decisión, recibí una negativa desde la gerencia de CCMLA y su directorio y nula respuesta desde alcaldía luego de enviar mail y carta por oficina de partes.  Este artículo es una nueva acción por lograr generar la conciencia suficiente, tanto en la comunidad como en quienes tienen el poder, que permita la derogación de esta norma.

En tiempos de altos índices de delincuencia y drogadicción, cobrar por el uso de nuestro Teatro Municipal para las diversas expresiones del arte impulsadas por la propia comunidad y para la comunidad de forma gratuita, es abiertamente un despropósito, un error que quedará como una mancha en la historia angelina, demuestra un desconocimiento y desprecio supino por la labor del Gestor Cultural, una decisión que socava nuestro arraigo, respeto, compromiso y conocimiento de nuestra cultura local, una traba en el camino de cimentar nuestra Identidad Angelina.

#LosÁngeles #Cultura #GestiónCultural #Impacto #Desafíos

Síguenos en Redes Sociales:

Descarga nuestra App:

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí