El Santo Rosario fue la instancia seleccionada desde la Dirección de Formación e Identidad en Casa Central, Santiago, para convocar a la comunidad a tomasina de todo nuestro país el pasado jueves 22 de octubre a compartir una instancia de oración por Chile y las intenciones de cada sede.

Cuando parece cada vez más difícil emprender una iniciativa de estas características, el equipo de Formación e Identidad logró no sólo una excelente asistencia superando con creces la meta de las 100 personas, sino que mucho más importante que eso logró llenar de vida una oración tan esencial para el catolicismo y devolverle protagonismo entre administrativos, profesores y alumnos de la institución.

Antiguamente se rezaba mucho con los salmos, pero el problema era que quien no sabía leer no podía seguirlos. El rosario en cambio es una oración que cualquiera puede seguir y en ese entendido es muchísimo más accesible. Así lo explicó la Directora Nacional de Formación e Identidad, Esther Gómez.

La invitación fue a rezar “por los que siguen, y por los que nos han dejado, por la fraternidad entre todos y para superar las diferencias, para que las autoridades tengan sabiduría, y por tantas cosas más… y lo hacemos porque sabemos que, a través de las manos de María, Madre de Dios y madre nuestra, llegan más rápido al cielo nuestras súplicas”.

Entre las oraciones se recordó a los enfermos, a los estudiantes, a los profesores, a las autoridades, etc. Sin embargo, para la sede Los Ángeles quizá el momento de mayor contrición fue la oportunidad de volver a pedir por el eterno descanso de nuestro Director de Psicología Jaime Tito Aedo Saravia, fallecido recientemente.

“Sentí la conexión de trabajadores de Santo Tomás, todos juntos en un momento aprovechado de la virtualidad. Esto nos permite un espacio de conexión personal y con otros, en un sentir común unidos” explica Manuel Chong, coordinador BIT y profesor asistente de la facultad de economía y negocio sede Los Ángeles, quien además destaca la instancia que tuvieron todos los asistentes de hacer sus peticiones particulares a través del chat del encuentro “nos dimos cuenta de la diversidad de las peticiones, muchos aprovechamos de agradecer estar en familia y la oportunidad de despedir y honrar los que ya no están con nosotros”.

Más profundamente, la Directora de Formación e Identidad de sede Los Ángeles, Cynthia Plencovich, reflexiona: “algunos estudiantes escribieron para hacer llegar sus peticiones frente a familiares enfermos o que habían partido, pero también para pedir instrucción de cómo leer el rosario… esto nos habla de una inquietud espiritual profunda y de una necesidad de cohesión, de unidad, de restablecer las confianzas en Dios, pero también en nosotros mismos”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here