Medicina tradicional china, terapia neural, flores de bach, biomagnetismo, aromaterapia, medicina sintergética y aurículoterapia, son algunas de las terapias complementarias que ofrece el Centro de Atención Integral “Ruka Antu” a los habitantes de Chiguayante.   Desde su apertura en 2013, el establecimiento ha realizado más de 13.00 atenciones a personas derivadas desde los distintos Centros de Salud Familiar de la comuna.

El programa de medicina integrativa impulsado por el alcalde, Antonio Rivas, pretende ser un complemento a los tratamientos de salud convencionales para  satisfacer las necesidades de los usuarios en el ámbito físico, espiritual, mental y emocional.

Marcela Hernández, médico del Centro Ruka Antu, destacó el enfoque integral que impulsa el recinto de salud para abordar las diversas patologías que aquejan a los  pacientes “cuando la medicina tradicional no da buenos resultados, los usuarios  son derivados a nuestro establecimiento y los atendemos desde una mirada integral porque sabemos que las emociones están ligadas a ciertas sintomatologías, por lo tanto debemos brindar la mejor atención posible a quienes acuden a este lugar”.

Además, la profesional recalcó que los procedimientos son realizados por expertos en la materia y las prestaciones no tienen ningún costo para los pacientes “la comunidad está buscando terapias complementarias y nosotros contamos con un equipo de salud especializado en medicina Integrativa, la gente sabe que este tipo de prestaciones no está disponible en todas partes porque generalmente son tratamientos caros y acá las atenciones son talmente gratuitas”.

Manola Basoalto, vecina de la comuna, sufre artrosis desde su infancia y debido a sus antecedentes médicos, fue beneficiada con el programa de medicina integrativa “llegué al Centro Ruka Antu por un problema a mis huesos que he tenido desde niña, me han realizado varias operaciones a las caderas y estaba la espera de una cirugía para el cambio de una prótesis”.  Sin embargo, para Basoalto, la espera no fue fácil  “los dolores eran casi insoportables, estuve muchas veces en cama sin poder levantarme, pero en Ruka Antu me hicieron un tratamiento natural de flores de bach y acupuntura que me ayudó muchísimo a calmar los dolores hasta el momento que llegó la interconsulta para una nueva operación”.

Asimismo, la usuaria destacó el trato cordial y humano recibido por parte los funcionarios del recinto “La atención de los funcionarios fue excelente, todos me trataron muy bien, con mucha amabilidad y cercanía, esos son pequeños gestos que valoro enormemente porque de alguna u otra manera eso también contribuye al procedo de rehabilitación”

Por su parte, Vilma Razmilic, Directora de la Dirección de Salud Municipal, resaltó las ventajas de la medicina complementaria “este tipo de tratamientos no presenta efectos indeseables, la medicina ancestral desde sus orígenes ha sanado a muchas personas porque tiene un carácter más holístico, no está basado sólo en lo físico o lo biomédico, sino que está orientado al bienestar y el equilibro de la persona”.

Cabe señalar, que el Centro Ruka Antu, está ubicado en calle Pinares, Pasaje Patricia Irene N° 175. El horario de atención es de lunes a jueves de 08.00  a 17.00 horas y los viernes de 08.00 a 16.00 horas.  Para quienes deseen acceder a las terapias integrativas, deben estar inscritos en alguno de los tres CESFAM de la comuna, ser evaluados y derivados por un equipo de salud, según corresponda.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here