Inicio / Actualidad / En Latinoamérica se espera que los ingresos por pagos se dupliquen en 2026
Según el estudio sobre Pagos Globales de BCG, Chile se sitúa en el grupo de países “fieles” al dinero en efectivo. En el reporte, The Boston Consulting Group advierte que la banca debe reinventar su negocio de pagos global si quiere mantener esta área de negocio que actualmente le reporta más del 20% de sus ingresos.

En Latinoamérica se espera que los ingresos por pagos se dupliquen en 2026

Santiago, diciembre de 2017.— La banca necesita reinventar su modelo de pagos tanto para personas como para empresas si quieren mantener las importantes utilidades que le reportan las transacciones. Esto, porque en el negocio de pagos existe una presencia creciente de un grupo variado de rivales como son los gigantes digitales, fintechs, retailers, entre otros actores. Esta es una de las principales conclusiones del nuevo reporte de The Boston Consulting Group (BCG), titulado “Pagos Globales 2017: Profundizando las relaciones con el consumidor”, publicado recientemente.

Panorama en Chile y Latinomérica

Según el reporte, los pagos van a ser una de las áreas de mayor crecimiento en el sector financiero de Latinoamérica. En 2016, los ingresos por pagos en la región contabilizaron 140 mil millones. Mientras en el periodo de 2010 a 2015 el crecimiento de los ingresos fue de 21 mil millones de dólares, con una tasa anual compuesta de crecimiento del 4%; para el periodo entre 2016 y 2026 se espera que se duplique. Según las estimaciones de BCG, el crecimiento hasta 2026 será del 7% y se espera un crecimiento de los ingresos de 139 mil millones de dólares.

Para Federico Muxi, socio y managing director de BCG en Chile y coautor del reporte, la expectativa de que el mercado de pagos se duplique en Latinoamérica en los próximos diez años tiene como principal impulsora a la innovación que viene tanto desde nuevos participantes en el negocio de pagos (fundamentalmente del mundo Fintech) como desde jugadores tradicionales.

Latinoamérica es, en términos generales, una región que es aún “fiel al dinero en efectivo”. El reporte de BCG, clasifica a los países según la implantación y extensión en su población de métodos de pago que evitan el uso del dinero en efectivo en tres grandes grupos: los “fieles al efectivo” (grupo en el que se encuentran los países de la región, incluyendo Chile), los “convergentes a no usar dinero en efectivo” (países como Canadá, Reino Unido o Francia) y los que “se están acercando a no usar efectivo” (Noruega, Finlandia, Suecia o Australia).

A pesar de ello, en Latinoamérica, en línea con lo que sucede con el resto del mundo, están evolucionando muy rápidamente los negocios digitales de pagos, impulsados por la innovación, las fusiones y adquisiciones, el crecimiento de transacciones entre personas y la adopción de las billeteras digitales.

En Chile se están desarrollando novedosas herramientas en este ámbito. Es el caso de Khipu, un nuevo medio de pago, reconocido con el premio nacional de Innovación en Servicios. Se trata de una solución de pago electrónico, basado en las transferencias bancarias, que ofrece facilidades tanto de pago como de cobro para personas y empresas y que permite el pago de celular a celular.

La banca no quiere perder parte de su negocio por lo que está apoyando iniciativas de diversa índole. Es el caso de la aplicación gratuita Mach, que cuenta con el respaldo de BCI. Orientada a los millennials, es una cuenta digital que permite manejar el dinero desde el celular de manera rápida y más simple que cuando se realiza una transferencia.

Otro ejemplo de opciones innovadoras que están incursionando en el mercado de pagos en Chile con el fin de hacer más amigable sus procesos y facilitarlos para las pymes es Compraquí de BancoEstado. Se trata de un pequeño lector móvil que se conecta al celular a través de la aplicación SumUp, transformándolo en un terminal de pago, que acepta el uso de la CuentaRUT y de las tarjetas de débito o crédito (sin cuotas) de cualquier banco.

En este negocio hay nuevos participantes de avanzada que están participando del negocio en más de un sector, este es el caso por ejemplo de Mercado Pago (asociada a Mercado Libre) y Todo Pago (asociada a Prisma Medios de Pago) en Argentina como soluciones que están innovando permanentemente y con alcance creciente (pagos entre personas, pagos a comercios en punto de venta, pagos online, billeteras digitales, etc.). En el caso de Mercado Pago además el negocio se extiende hacia la financiación de las pequeñas y medianas empresas. Mercado Pago también ha llegado a Chile.

Latinoamérica está presenciando un mayor crecimiento en los pagos digitales. Además, la presión regulatoria es creciente. Así, el modelo de sociedades interbancarias, que es aún bastante común, podría evolucionar en algunos mercados donde los bancos están considerando poner en venta sus negocios de pagos. También es alto el interés de inversores internacionales por estos negocios.

Perspectivas del Mercado Global

Según el reporte, los pagos continúan siendo una de las áreas más relevantes y de mayor crecimiento en el mundo de los servicios financieros a nivel global. En 2016, el mercado total de pagos, incluyendo los saldos en cuentas corrientes, totalizaron US$ 1.2 billones de dólares. Los ingresos core del negocio de pagos representaron US$ 800 mil millones, o entre el 20 y 25% de los ingresos de la banca mundial. El valor de las transacciones globales de pago se mantuvo en US$ 420 billones de dólares o 5’5 veces el PIB global.

Los mercados emergentes continúan liderando el crecimiento más importante en el negocio de los pagos. De hecho, el análisis realizado por BCG indica que por primera vez los mercados emergentes representan la mayor parte de todos los ingresos globales de pagos. Este positivo rendimiento se explica por el aumento de la aceptación de métodos de pago sin dinero en efectivo en grandes mercados como China e India, y por las persistentes bajas tasas de interés que han contenido el crecimiento de las ganancias en los mercados maduros.

Para 2026, BCG estima que las ganancias globales asociadas a los pagos se incrementen a 900 mil millones de dólares en la medida que los mercados emergentes sigan creciendo y que las transacciones sin dinero en efectivo sigan expandiéndose. Una comparación del promedio del ingreso del negocio de pagos per cápita muestra el potencial de crecimiento adicional significativo que existe en los mercados emergentes. Mientras, de media, el ingreso de pagos per cápita en Norteamérica es US$ 900 dólares, en Asia-Pacífico es sólo de 100 dólares.

Reinventando el Modelo de Pagos para personas

El informe señala que para mantenerse competitivos los bancos necesitan mirar su cadena de valor de pagos para ver qué actividades deberían continuar manejando y cuales deben externalizar. La mayoría de los bancos por ejemplo necesitarán despojarse de negocios de subescala que no implican una diferenciación con sus  competidores en el largo plazo.

Con la excepción de los bancos más grandes del mundo, pocas instituciones podrán defender las relaciones de pago sin ayuda externa. Esto, porque la tasa de innovación es demasiado rápida, la brecha de capacidad es demasiado amplia, las ventajas de los gigantes digitales están demasiado arraigadas, y las necesidades de inversión para un solo jugador son simplemente demasiado grandes. Pero, al mismo tiempo, los bancos no pueden permitirse quedarse quietos.

BCG apunta que hay 4 acciones clave que los bancos pueden llevar a cabo para reinventar sus modelos de pago para personas: rediseñar la experiencia del cliente, colaborar para abordar el reto de la billetera digital, desarrollar una cartera de interfaces de programación  de aplicaciones y emplear marketing personalizado.

Rehaciendo las formas pago para empresas

Al igual como el consumidor final necesita cambios en las plataformas y servicios que se le ofrecen, el informe de BCG señala que la administración financiera de las empresas está cada vez más impaciente por la falta de integración, automatización, consistencia y experiencia centrada en el cliente que existen en muchas plataformas de pagos bancarios corporativos.

Para seguir siendo relevantes -y rentables-, los bancos de empresas deben reevaluar cómo hacen los negocios sus clientes, racionalizar sus procesos e implementar herramientas y prácticas digitales que mejoren la experiencia de sus clientes y la productividad de su back office.

Los bancos mayoristas también enfrentan una dinámica competitiva cambiante. Los nuevos participantes de dentro y fuera de la arena de los servicios financieros están aprovechando la banca abierta y las nuevas tecnologías, para competir con éxito por la participación en este mercado que tiene nichos de alto margen. A pesar de estos desafíos, los bancos que aprovechan sus relaciones con los clientes y su fortaleza en los balances pueden ganar en este entorno. El primer paso es afinar su enfoque estratégico.

Respondiendo al desafío

Según el informe, tanto en el negocio de pagos para personas como para empresas, en general, la primacía de los bancos está siendo atacada. Las herramientas digitales, tecnologías, y capacidades han abierto la cadena de valor integrada verticalmente que dio a los bancos su dominio. Los competidores dentro y fuera de la esfera de la banca no necesitan más la misma huella física o escala para atraer a los clientes. Tampoco los rivales necesitan entregar la misma variedad de productos. Hoy en día los atacantes pueden derribar una de las partes conectadas anteriormente a la cadena de valor de los pagos tradiciones (ya sea en la interfaz, la cartera de productos o la infraestructura subyacente) y perseguirla de manera agresiva.

“La banca no puede dormirse ante el desarrollo de estos cambios que afectan a una parte importante de su negocio”, señala Federico Muxi, socio y managing director de BCG en Chile y Argentina y uno de los autores del informe. “Para ello, deben ahondar en la relación con sus clientes. Esto requiere, por ejemplo, simplificar sus experiencias de usuario, emplear la automatización, la inteligencia artificial y otras herramientas para mejorar sus procesos. Los bancos tienen ciertas ventajas para ganar, pero necesitan actuar cuanto antes para no quedarse atrás en este entorno cambiante. La construcción de alianzas con otros jugadores del ecosistema de pagos será una herramienta fundamental para liderar el cambio”, concluye Muxi.

“Global Payments 2017” es la décimo quinta edición de este estudio, que publica anualmente BCG. En él, se subrayan los recientes desarrollos en el mercado de los pagos global y regional, se analizan las amenazas competitivas que los bancos tradicionales están afrontando y se observan las acciones que pueden tomar para adaptar sus modelos de pago y evolucionar hacia un entorno digital. El reporte completo puede consultarse en: http://on.bcg.com/2wQTYHc.

Acerca de The Boston Consulting Group

The Boston Consulting Group (BCG) es una empresa global líder en consultoría estratégica para la Alta Dirección. Colaboramos con clientes en todos los sectores y regiones para identificar las oportunidades de negocio más competitivas, abordar sus principales desafíos y transformar sus negocios. Nuestro enfoque personalizado combina un conocimiento profundo de la dinámica de las empresas y mercados con la colaboración directa en todos los niveles de la organización del cliente. Este enfoque permite garantizar a nuestros clientes el logro de ventajas competitivas sostenibles, la construcción de organizaciones más capaces y la obtención de resultados duraderos. Fundada en 1963, BCG es una compañía privada que tiene más de 90 oficinas en 50 países. Para mayor información, por favor visite www.bcg.com.

(Visited 4 times, 1 visits today)

Lea también...

Primeros jardines infantiles con “hormigón del futuro” serían realidad en 2019

Para fines de 2019 se prevé que preescolares de cuatro comunas de nuestro país comiencen …

Cumpliendo sueños de niñas del Biobío desde la ciencia y la tecnología

No se arrepiente de haber estudiado ingeniería civil informática, pero la docencia y entregar conocimiento …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *